El cielo en Manitas del 2013



He aquí mi Santo Almuerzo del 2013 (si pudiera existir):

Aperitivos

El cielo del 2013El cielo en Manitas del 2013
  • Me tomaría una caña en el Vaso de Oro con unos Nius d’olives negres de Ca la Maria.
  • Si no tuvieran sitio en la barra, me pediría una copa del biodinámico blanco Pardo Rupestris 2012 dónde lo encuentre.
  • Mientras esperara el primero, probaría una rebanada tostada de Panetón de  Baluard, restregándola con ajo y tomate, sazonada con aceite de oliva virgen extra y un poco de sal pura.

Entrantes

  • Aún con el Rupestris en la mano, contemplaría el Tartar de tomate dulce con olivada del Academy del Dry Martini y, después de un rato, me decidiría por comérmelo.
  • Tras el primer asalto, me pediría un sorbo del Faunus del 2011 en su justa temperatura para fundir el sabor del pa amb tomàquet y el tartar.
  • Estiraría el brazo y tomaría un vaso de Vichy Catalán para depurar las papilas gustativas.
  • Le seguiría el Maguro Tataki del Iki. Después de disfrutarlo, en realidad podría levantarme ya totalmente satisfecho, aunque en realidad habría comido poco.
  • Me haría falta otro sorbo de Vichy Catalán o, mejor todavía, del biodinámico Mendall de Laureano Serres para volver a la superficie.
  • A continuación vendría una esqueixada de Castanyola amb llimona i prèssec de Martí Rosàs. Si además me quedara un sorbo del Rupestris combinaría genial.
  • Hasta el momento, todo habría sido compatible con mi dieta baja en grasas; estaría listo para los segundos.

Segundos

  • Si lo encontrara y pudiera pagarla, haría descorchar una botella de Ferrer Bobet Vinyes Velles para hacer una entrada triunfal al mundo de los tintos.
  • ¡Y aquí el inmejorable carpaccio de magret amb vinagreta de foie i pinyons de Martí Rosàs! Como de foie solo llevaría una pincelada, mi dieta lo soportaría.
  • Para marcar un cambio, me comería -como si de un segundo se tratara- un trozo de pan crujiente con frutos secos del Forn de Sant Josep y olvidaría todo lo dicho y sabido sobre pan.
  • Como demostración de una alta cocina baja en grasas saturadas, pediría las verduritas de Harry Wieding. Nico Cabañas me daría las explicaciones pertinentes. Esperaría paciente.
  • Tomaría otro sorbo del vino de Laureano Serres, que ahora me sabría diferente y raro. Aún así empezaría a gustarme. Se trataría de una ruptura necesaria para pasar a un arroz estrellado.

Te habrás dado cuenta que se trataría de un menú de mediodía. Lo digo por lo del arroz. No pidas nunca una paella para cenar.

Descansaría un momento. Tomaría el resto de Vichy Catalán y evitaría ya el alcohol para entender -y sobre todo para no olvidar nunca- la traca final de los postres.

Postres

Cafés o tés

  • Ya rendido, me pediría un té de primera cosecha Chai de Inés Bertón de Tealosophy, esperaría 3 minutos y meditaría con cada sorbo si en el 2014 realmente me quedaría algo por descubrir.
  • Ah, y si pudiera pedirme un entorno y mesa ideal, entonces sería en el Casamar, a principios de verano.

¡Gracias restauradores, bodegueros y magos de los fogones por hacer realidad los pequeños placeres del 2013! Para mi sois lo más grande.

Anuncios

2 comentarios en “El cielo en Manitas del 2013

  1. Ah, iba a presupuestarlo… Creo que lo único realmente prohibitivo sería el postre de Jordi Roca, más que nada porque aisladamente no creo que lo servirían… Salud y feliz año.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s